Gracias por tu click

Compartí tu acción para sumar el anillo al símbolo de los Juegos Olímpicos y empezar a ver nuestro planeta tal cual es.

Share Tweet

Problemática

La Antártida es una de las mayores y más valiosas regiones naturales del mundo; también, una de las más vulnerables. Sus 113 millones de km2, mar y tierra antárticos dan vida a un gran número de especies de flora y fauna, como el pingüino Emperador o la foca de Weddell.

Sin embargo, la mayoría son migratorias: llegan a la Antártida para reproducirse y alimentar a sus crías durante el verano y abandonan el continente al final de la estación.

Principales Amenazas

Para entender cuáles son las amenazas que tiene este continente único hay que poner el foco en la sobrepesca, el cambio climático y la acidificación de los océanos.

¿Y sabés por qué? Porque el cambio climático y la acidificación ponen en gran riesgo el hábitat y el desarrollo del krill y, por ende, a los cientos de especies que se alimentan de él, poniendo en riesgo al ecosistema marino entero.

A su vez, el derretimiento de barreras de hielo y glaciares, aumento de la temperatura de los océanos y estratificación, cambio de circulación de las corrientes e ingreso de nutrientes, contenido de oxígeno y pH.

Son cambios muy grandes y con gran impacto, pensá que durante los últimos 50 años, la parte occidental de la península antártica registró un aumento de la temperatura cuatro veces superior al promedio del resto del planeta y el hielo marino cubre una superficie un 40% menor de la que cubría hace 26 años.

Y la problemática no es sólo de la Antártida. Imaginá que si todo un ecosistema como ese cambia, también va a afectar a modificar los ecosistemas marinos y terrestres en el resto del planeta.

Qué hacemos en Vida Silvestre

Trabajamos en la conservación y el manejo racional de los recursos naturales antárticos promoviendo la creación de áreas marinas protegidas en hábitats vulnerables y la incorporación de los efectos de cambio climático en los mecanismos de manejo adaptativo y de evaluación de la gestión de la pesquería de krill.

Para ello, trabajamos con ONG, científicos, técnicos y representantes de gobiernos promocionando los valores de los ecosistemas marinos antárticos y proponiendo la incorporación de propuestas de conservación y manejo adaptativo, que consideren el efecto de los cambios globales, como el cambio climático y la acidificación de los océanos.

Ese es nuestro trabajo para cuidar al sexto continente, el continente de todos.

Ayudanos a cambiar el mundo, para que el mundo no cambie.

Asociate
My video